salir de deudas

4 consejos para salir de deudas en poco tiempo

Si te preguntáramos cuál es el problema que más te angustia en este momento, ¿qué responderías? ¿es posible que lo primero que llegue a tu cabeza sean las deudas

En Colombia, más del 50% de los ciudadanos mayores de 18 años, aseguran que las deudas son una de sus mayores preocupaciones y que representan un desequilibrio emocional en su día a día. 

Pensando en esto,  hoy te compartiremos 4 consejos que te serán de gran utilidad si tu objetivo es tener una economía más estable y tranquila. Así que lee con atención lo que te traemos a continuación: 

1. Asume tu realidad

Por mucho que intentes ocultar tu realidad financiera, llegará un momento en el que tendrás que afrontarla. De ti depende hacerlo de una forma tranquila y calmada o caótica y angustiante. 


Si en este momento sabes que tus finanzas no andan bien, haz un alto en tu camino y detente a pensar qué es lo que sucede. Escribe tus deudas actuales junto con tus gastos y tus ingresos, hazlo de una forma realista, ten siempre presente que la única forma de hallar tranquilidad financiera es siendo honesto con el dinero que llega a tus manos y con el que se va.

2. Jerarquiza tus deudas y haz un plan 

Después de asumir tu realidad, lo que más te recomendamos es que jerarquices  tus deudas. Esto quiere decir que pongas en una lista, organizadas de menor a mayor las deudas que tienes y luego lo urgente que es pagar cada una de ellas. 


Sabemos de sobra que todas las deudas son urgentes, sin embargo, será imposible que salgas de todas al mismo tiempo. Así que tienes que pensarlo con cabeza fría y enumerar del 1 al 3 cuáles son esas deudas que no dan espera y cuáles son aquellas que pueden aguantar un poco más (o con las que puedes pedir plazos). 

3. Conoce y reduce tus gastos 

Cuando decides pagar tus deudas, tienes dos opciones: consigues un trabajo extra que te permita tener mayores ingresos (cosa que es difícil si ya cuentas con un trabajo de tiempo completo) o reduces tus gastos actuales lo más que puedas y haces que te quede más dinero para pagar. 


En este punto lo que debes hacer es escribir cuáles son tus gastos fijos (y obligatorios) mensuales: mercar, pagar servicios, transporte, cuotas de pagos pendientes y adicional, poner los gastos hormiga que tienes en tu día a día: café, fiestas, comida por fuera, paseos, etc… 


Una vez lo hayas definido, debes reducir estos gastos hormiga al máximo, pues al hacer una sumatoria de la cantidad de dinero que gastas en ellos, te darás cuenta que es una cantidad considerable y que ese dinero puedes usarlo en pagar deudas que tienes en este momento.

4. Busca aliados y halla soluciones

Los bancos y las entidades financieras son una buena opción ante este tipo de crisis económicas. Sin embargo, hay una norma que por lógica debes cumplir antes de solicitar algún tipo de crédito con ellas, y es que el dinero que solicites debe cubrir la totalidad de tus deudas. 


Ten presente que no te ganas nada aceptando un crédito que no cubra la totalidad de tus deudas y que de hacerlo, podría convertirse en un problema mucho mayor. Recuerda que en Credicompara te ayudamos a elegir la mejor opción para solicitar tu crédito de una forma fácil y 100% segura. 

Salir de deudas es una meta que requiere de constancia, no puedes decir hoy que vas a pagar lo que debes y mañana salir de compras. Debes ser coherente con tu decisión y evitar al máximo gastos o nuevas deudas que te generen mayor preocupación y ansiedad. 

Algo adicional que debes tener en cuenta es que tus deudas no desaparecerán de la noche a la mañana, es un proceso durante el cual te enfrentarás a muchos obstáculos. Sin embargo, de ti depende llegar a la meta que te propusiste o quedarte a mitad del camino sin haberlo logrado. 

Leave a Comment

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Scroll to Top